Música

Canciones que me hacen llorar (o casi).

¡Hola a todos!

Hoy os quiero hablar de unas cuantas canciones que me hacen llorar, o más bien, hacen que se me salten las lágrimas en el 95% de las ocasiones.

La música siempre ha formado una parte muy importante de mi vida, y si tuviera que destacar algo, es que no me suelo fijar especialmente en la letra de las canciones. Una canción podría emplear únicamente una palabra (huevo, por ejemplo) y encantarme igualmente.

El caso es que siempre me he encontrado con canciones o versiones que he considerado especiales. 

En el primer grupo sin duda se encuentra esta:

Empecé a investigar a Zahara a través de los comentarios que ponía Martí Perarnau, líder de nuestros queridos MUCHO, de los que la Sra. Chang os trajo una crónica hace un tiempo. Busqué el disco y me lo puse un par de veces de fondo. Cuando llegué al estribillo a dos voces con Ricky Falkner, me saltó un clic en el cerebro.

Paré lo que estaba haciendo y me dije: “Oye… esta es una canción especial”. A partir de ahí empecé a prestarle más atención a Zahara. Descubrí que estaba haciendo una minigira, miré la banda que llevaba, y descubrí el 75% eran MUCHO (Miguel, Victor y el propio Martí). Al cabo de los días me vuelvo a decir: “Oye… date una vuelta por youtube, porque lo mismo encuentras una versión chula del General Sherman… ” PREMIO.

“Misión a la luna como voluntario….” La gallina de piel (que diría el amigo Johan) y las lágrimas a puntico… “Y ahora no sé como…. puedo bajar…. quiero volver sólo… a mi hogar”.

En el segundo grupo, indudablemente se encuentra la versión del Stairway to heaven de Led Zeppelin que os traigo. Esta es una canción que no requiere de presentación, y de la que posiblemente podríamos tirarnos días hablando, de ella y de sus múltiples historias.

En 2012 concedieron al grupo el Kennedy Center Honor por su aportación al mundo de la música. En estas ocasiones, varios artistas famosos versionan temas de los homenajeados. En este caso, y tras las actuaciones de Foo Fighters, Lenny Kravitz y Kid Rock, saltaron al escenario Ann y Nancy Wilson, de Heart, junto a Jason Bonham, hijo de John Bonham, batería original de LZ.

Me gusta mucho la canción, aunque no sea mi favorita de LZ (lo que si me gusta es la SG de doble mástil que lleva Jimmy Page  :D). Sin embargo, la versión del Kennedy Center es especial, y siempre consigue emocionarme de una forma distinta a la versión original.

Espero que os gusten estas sugerencias, y con las mismas, hasta os emocionan como a mí.

¡Hasta la próxima!

Estándar
Recetas

Galletas de canela.

¡Hola a todos!

La cocina es una de las aficiones que compartimos el Señor Chang y yo, de hecho tenemos otro blog de cocina donde publicamos las cosillas que vamos cocinando:

 http://cookingchangs.blogspot.com.es/

Mientras que al Señor Chang le gusta más elaborar recetas potentes, pastas y arroces en su mayoría, a mí me tira más la repostería. Sin embargo, sea lo que sea lo que cocinemos, siempre nos lo pasamos muy bien y lo disfrutamos muchísimo.

Yo llevaba un tiempo con mono de hacer alguna receta de repostería, y aprovechando que mi cuñada (hermana del Señor Chang) me hizo un regalito hace unos días (y que compramos un nuevo horno), decidí que hacer galletas era lo más oportuno.

Cuando pensaba en qué receta hacer para que gustara a todos, se me ocurrió hacer algo sencillo para acompañar con el café, y pensé en estas típicas galletas de canela y azúcar que a mí, desde luego, me encantan.

6

Pues sin más rodeos, os dejo con la receta paso a paso.

INGREDIENTES:

-100 g de mantequilla
-100 g de azúcar
-200 g de harina
-1 cucharada de levadura en polvo (Royal)
-1 huevo
-3 cucharadas de de canela en polvo

Para espolvorear añadiremos azúcar y canela mezcladas sobre las galletas.

1

El proceso es bien sencillo y consta de cuatro pasos:

1. Preparación de la masa
2. Reposo de la masa
3. Cortar las galletas y decorar
4. Hornear

1. Para preparar la masa mezclaremos en un bol la mantequilla, a temperatura ambiente, con el azúcar, el huevo y un par de cucharadas de canela. (Yo usé la batidora de varillas). Una vez mezclados estos ingredientes, añadiremos la harina con la levadura, hasta conseguir una pasta homogénea. Sabremos cuándo está lista cuando no se nos pegue a los dedos.

2. Vamos a envolver esta masa en film transparente y dejaremos enfriar unos 20-25 minutos en el frigorífico.

3. El siguiente paso será estirar la masa, para lo cual utilizaremos un rodillo. Un truco para que la masa no se pegue al rodillo (algo frecuente), es proteger la masa con papel de horno por arriba y por abajo. (También podéis espolvorear harina sobre la encimera, como toda la vida).
Una vez estirada, le damos la forma que nos apetezca a las galletas con los moldes y las vamos colocando sobre una bandeja de horno protegida con papel de hornear.

*Yo usé moldes con diferentes formas pero lo típico con esta receta es cortar las galletas con forma rectangular.

2

Una vez dispuestas las galletas sobre la bandeja, las espolvoreamos con la mezcla de azúcar y canela.

3

4. Hornearemos durante unos 15 minutos a 180º. Sacaremos la bandeja del horno y dejamos enfriar bien antes de comer.

4

Es la primera vez que las hago y estoy muy contenta con el resultado. ¡En casa han volado durante el desayuno!

5

Bon apetit!

Estándar